Universes in Universe

Para la mejor vista de nuestra página web, use su dispositivo en forma horizontal.

Al-Khazneh

Al-Khazneh

Cuando en los últimos metros el Siq se vuelve estrecho y oscuro, y aparece de pronto el Khazneh (Tesoro) iluminado al final de la grieta, es una experiencia verdaderamente mágica e inolvidable, siempre y cuando se llegue temprano, antes de los aluviones de turistas.



Los nabateos habían puesto en escena esta majestuosa obertura como ingreso a su capital desde el oriente de una manera mucho más imponente de lo que sugiere la vista actual. La explanada se hallaba unos 6 m más abajo, estaba pavimentada y podría haber contenido un estanque. Una escalinata de unos 13 m de largo y más de 5 m de ancho conducía por encima de las tumbas más antiguas (vea más abajo) a una terraza frente al pórtico. El magnífico mausoleo tallado en la roca (25 m de ancho, 39 m de alto) fue probablemente erigido durante la segunda mitad del reinado de Aretas IV (gobernó entre 9 a.C. y 40 d.C.), pero no se sabe con certeza para quién. Los restos de incienso encontrados en la plaza sugieren que Al-Khazneh era un importante lugar de peregrinación.

Un monumento funerario tan representativo en un lugar tan prominente sólo pudo haber estado dedicado a un rey o a una reina. Al-Khazneh fue construido en la fase inicial de un período de desarrollo masivo de la ciudad que la convertiría en la vitrina internacional de lucimiento del Reino Nabateo (S. G. Schmid). Sus clases altas estaban bien informadas sobre el arte y la arquitectura de las metrópolis mediterráneas y sabían cómo impresionar a los visitantes de alto rango. Estos modelos les sirvieron de inspiración, pero fueron adaptados e interpretados según sus propias necesidades y visiones.

La fachada de Al-Khazneh, ricamente decorada con elementos florales y figurativos, muestra claras referencias a elementos de la arquitectura palaciega del Imperio Ptolemaico de Alejandría. Es incluso concebible que haya sido creada por constructores y escultores alejandrinos. Según los cálculos, el trabajo podría haber durado unos tres años. Como la mayoría de las fachadas de roca en Petra, estaba cubierta con una fina capa de estuco y policromada.

El nombre árabe "Khazneh al-Fira'un" (Tesoro del Faraón, abreviado: Al-Khazneh, en español también escrito Al-Jazneh) proviene de la creencia de los beduinos locales de que un faraón egipcio había escondido un tesoro en la urna sobre la cima. Solían dispararle a la urna de piedra con la vana esperanza de que el oro y las gemas cayeran de ella.

Posiblemente ya en la segunda mitad del siglo I d. C., la decoración figurativa fue destruida por los iconoclastas. A lo largo de los siglos, varias crecidas estivales e inundaciones repentinas llenaron de material aluvial de varios metros de altura toda la plaza y área de entrada. Sin embargo, en comparación con otras fachadas en Petra, la de Al-Khazneh se mantuvo relativamente bien. Tallada profundamente en la cara rocosa occidental del estrecho desfiladero, estaba mejor protegida del viento y de la lluvia.

No existen pruebas concretas de cuándo, por quién y para quién fue construido Al-Khazneh. Durante mucho tiempo, los numerosos intentos de datar el edificio se basaron únicamente en comparaciones estilísticas, así como en el contexto de los acontecimientos históricos y otras actividades edilicias en la Petra nabatea.

Cuando el número de visitantes disminuyó drásticamente en 2003 debido a la guerra de Iraq, se aprovechó la oportunidad para realizar una importante excavación arqueológica en la explanada frente al monumento. Se examinaron segmentos individuales de la plaza y se excavaron, en la medida de lo posible, las tumbas más antiguas que se encuentran debajo del Khazneh. A partir de fragmentos de cerámica encontrados, una de ellas pudo ser datada entre los años 25/20-10 a.C. La construcción del Khazneh se llevó a cabo algunas décadas más tarde sobre las tumbas más antiguas, para lo cual hubo fueron derribados sus frontispicios. Sin embargo, algunas siguieron en uso. (más información: dibujos y página de fotos)

Los resultados de esta excavación indican que el Khazneh fue construido en la segunda mitad del reinado de Aretas IV (18-40 d. C.). Aretas IV Philopatris ("que ama a su pueblo"), también conocido como "el Grande", gobernó desde el 9 a.C. hasta el 40 d.C. Su reinado es considerado el cénit de la cultura nabatea. Este periodo de datación puede ser comprobado en comparación con algunos edificios de ornamentación muy similar en el centro de la ciudad, que se construyeron al mismo tiempo o relativamente poco después: Qasr al-Bint, partes del llamado Gran Templo así como el Templo de los Leones Alados.

(Fuentes, entre otras: S. Farajat & S. Nawafleh; R. Wenning)
© Síntesis, traducción: Universes in Universe)

Las influencias de la arquitectura palaciega ptolemaica de Alejandría se pueden ver en la estructura básica del edificio así como en detalles ornamentales. Un motivo especialmente llamativo es el tholos (templete redondo, en el caso del Khazneh con paredes cerradas como monopteros) en medio de un frontón partido (abierto), que también es común en otros lugares del Mediterráneo. Un principio clave similar aparece en la representación arquitectónica de una decoración mural de la Casa del Laberinto de Pompeya (70-60 a.C., Italia), en la que un templete redondo está situado desplazado hacia atrás en perspectiva entre altas columnas y un frontón partido.

Otras analogías directas pueden establecerse con los modelos alejandrinos en la fachada y en elementos de ornamentación arquitectónica del Palazzo delle Colonne en Ptolemaïs (Cirenaica, en el noreste de la actual Libia), por ejemplo en el diseño de los frontispicios. Más detalles en el recorrido fotográfico informativo.

Al-Khazneh sirvió de inspiración, en forma simplificada, para otras fachadas de tipo clásico-complejo en Petra, como la Tumba Corintia entre las Tumbas Reales, así como para Ad Deir (Monasterio).

(Fuente, entre otras: Marianne Bergmann
© Síntesis, traducción: Universes in Universe)

La figura principal de la fachada frente al monopteros (templete redondo con columnas a modo de tholos, pero sin cella) se identifica como Isis por el basileion (emblema de Isis) en el acroterio superior del frontispicio. Los nabateos adoptaron el culto a Isis de Egipto, donde la diosa, ya venerada en el tercer milenio a.C., fue reinterpretada en la época grecorromana y se hizo enormemente popular. A más tardar en el último tercio del siglo I a.C., el culto a Isis comenzó en Petra, lo que se demuestra, entre otras cosas, por una figura en el Wadi Siyyagh del 26/25 a.C., claramente nombrada por una inscripción. En los dobles retratos de la pareja gobernante en monedas de la época del rey Aretas IV (9 a. C. - 40 d. C.), tanto su primera esposa Huldu como su segunda esposa Shaqilath están representadas en estilo ptolemaico con una corona de Isis estilizada.

"La interpretación de Isis [tal como se representa en el Khazneh] debe verse en el contexto de todo el programa iconográfico, que, además de los motivos regenerativos de la fertilidad continua, se refiere repetidamente al ámbito sepulcral. Esto no contiene ninguna contradicción, sino que configura los dos polos de un mismo aspecto. Isis se desarrolla a partir del mito de Osiris y se le da la función de una deidad protectora de los muertos. Comparada con Deméter por los griegos, Isis se convierte en la soberana del inframundo, mientras que por otro lado como reina del cielo asciende para convertirse en una deidad todopoderosa, lo que la hizo transferible a los nabateos". (Robert Wenning)

Los colosales relieves de hombre y caballo entre el par de columnas exteriores a cada lado del orden inferior de la fachada representan a los Dioscuros,los gemelos o medio-hermanos Cástor y Polydeuces (o Pólux). En el mito antiguo son un símbolo de esperanza, redención e inmortalidad, y así es como probablemente se entiendan en el contexto iconográfico del Khazneh. Además, se los interpreta como guías de las almas de los difuntos hacia el más allá, o psicopompos.

Información más detallada sobre cada una de las figuras en nuestro recorrido fotográfico.

(Fuente, entre otras: R. Wenning: Hellenistische Denkmäler aus Petra
© Síntesis, traducción: Universes in Universe)

Al pie del peñón del cual surge Al-Khazneh, unas décadas antes habían sido talladas cinco tumbas, de las cuales cuatro eran del tipo Hegra, es decir, tumbas escalonadas con fachada alta y grandes medios merlones enfrentados (más sobre esto en la página de fotos).

Como en el caso de todas las estructuras de roca de los nabateos, Al-Khazneh fue comenzada desde arriba (vea los dibujos). Primero, los canteros cavaron un estrecho saliente a lo largo de todo el ancho y luego, nivel por nivel, fueron cincelando de la pared toda la arquitectura, la decoración en relieve y los interiores, siguiendo los dibujos preliminares de los maestros. Todas las secciones debían estar completamente concluidas antes de poder descender al próximo nivel. En las grandes fachadas, la superficie a eliminar se dividía en rectángulos, lo que permitía controlar mejor el trabajo de los artífices responsables de cada segmento. Los trabajadores podían ser bajados desde el borde superior de la roca sobre un asiento colgado de una cuerda para retocar la estructura terminada, para aplicar el estuco y policromar.

Dos filas verticales de huecos a cada lado de la fachada servían como muescas para trepar y como soportes de estructuras de andamiaje para trabajar el exterior del edificio. Comienzan recién a unos 12 m por encima de la plataforma frente a la entrada del Khazneh, ya que hasta esta altura llegaban las tumbas más antiguas y los artesanos se subían a ellas al principio. A medida que avanzaban los trabajos en el primer piso, las partes superiores de las fachadas de las tumbas antiguas fueron derribadas. Algunas de estas tumbas siguieron en uso, pero una tuvo que ser rellenada.

Los interiores también han sido excavados de arriba hacia abajo. Tan pronto como el muro exterior de roca era eliminado hasta el nivel de la entrada prevista, se cortaban pozos de trabajo horizontales. A partir de esto, se ahuecaba gradualmente el interior y se lo configuraba desde el techo hacia abajo.

Restos de roca triturada y arena se utilizaban para nivelar la gran explanada frente al Khazneh antes de que fuera pavimentada. Todo el proyecto de construcción requería una planificación precisa de toda la zona circundante, ya que había que construir presas contra las crecidas repentinas de los wadis laterales, así como canales de drenaje. En la cresta rocosa sobre el Khazneh hay un canal de este tipo para drenar el agua de lluvia.

Según los cálculos, Al-Khazneh podría haberse construido en unos tres años.

(Fuentes, entre otras: Naif A. Haddad; S. Farajat & S.Nawafleh; Jean-Claude Bessac
© Texto: Universes in Universe)

Los foto tours informativos presentan las atracciones de Petra, muestran detalles ocultos y recomiendan rutas menos conocidas.
Mapa con todos los capítulos

© Textos y fotos protegidos por derechos de autor.
Recopilación de información, edición, traducciones, fotos: Universes in Universe, excepto se indique en especial.

Sugerencias para viajeros culturales: Arte contemporáneo, historia del arte, arquitectura, diseño, patrimonio

Guía web: foto tours informativos con mapas interactivos; presentaciones especiales de instituciones, sitios, eventos

Jordan Tourism BoardEn cooperación con el
Jordan Tourism Board

Hacia arriba